Mundo NOVA
El precio de la historia

Francia restituye 14 obras de arte de judíos vendidas a la fuerza en la Segunda Guerra Mundial

Por decisión de la Asamblea Nacional con unanimidad de votos a favor del proyecto de ley, ahora se devolverán 14 piezas.

Francia aprobó por unanimidad un proyecto de ley para restituir 14 obras de arte de los fondos de museos públicos que en su momento fueron vendidas a la fuerza por sus propietarios judíos debido a la persecución nazi. Entre las más conocidas se halla la obra de Gustav Klimt, "Rosales bajo los árboles".

Según informaron varios medios, a través del voto de 97 diputados en la sesión de la Asamblea Nacional, Francia logró aprobar el proyecto de ley que restituye 14 obras de arte de fondos los museos públicos vendidas en contexto de persecución de los nazis para con los judíos.

Todo comenzó en 2018, cuando Austria informó a Francia sobre documentos que explicaban que el cuadro de Gustav Klimt, "Rosales bajo los árboles", era una obra expoliada en Viena previamente a la Segunda Guerra Mundial.

Los cuadros que fueron expoliados de Viena

Entonces luego se dio a conocer la historia detrás de la venta forzada de ese cuadro, cuya propietaria, Eleonore Stiasny, fue obligada a vender en agosto de 1938 en Viena para pagar impuestos que los mismos nazis habían colocado para la población judía.

Las autoridades de Austria reconocieron en 2001 y 2017 que hubo un expolio a la propietaria, Stiansny, pero durante bastante tiempo hubo dudas sobre cuál era el cuadro del que tuvo que desprenderse. Finalmente, los especialistas austríacos y franceses determinaron que era el lienzo que pertenecía al Museo de Orsay.

La ministra francesa de Cultura, Roselyne Bachelot, sostuvo: "Es una decisión evidentemente difícil. Supone sacar de la colección nacional una obra maestra que es la única de Klimt de la que Francia era propietaria. Pero era una decisión necesaria, indispensable. 83 años después de la venta forzada de la obra, es la realización de un acto de justicia".

"La reconstitución del recorrido de esta obra hasta su adquisición (en 1980) ha sido especialmente ardua debido a la destrucción de pruebas y a la erosión de la memoria familiar", completó la funcionaria.

Otro caso similar fue el de Georges Bernheim, a cuyos familiares se les devolverá el cuadro Carrefour à Sannois, de Maurice Utrillo, que es propiedad del Ayuntamiento de la ciudad de Sannois desde que lo compró en 2004.

Estas dos piezas, junto con las demás de la colección, fueron vendidas en el Comisariado de las Cuestiones Judías, un organismo encargado de aplicar la política antisemita nazi por el régimen colaboracionista francés de Vichy, en la Segunda Guerra Mundial.

Las demás obras de arte, 12 en total, son 11 dibujos de Jean-Louis Forain, Constatin Guys, Henry Monnier y Camille Roqueplan; y una cera de Pierre-Jules Mène procedentes de la colección de Armand Dorville. El Gobierno francés viene dando respuesta desde el año 2000 a las demandas de herederos de judíos expoliados, por lo que ya se han restituido 125 obras en total.

Lectores: 54

Envianos tu comentario